En plena crisis económica anuncian corte de luz a deudores y violan decreto de Áñez

17
0
Compartir:

En plena crisis económica por la que atraviesa Bolivia, la Cooperativa Rural de Electrificación de Santa Cruz (CRE) anunció el corte de energía eléctrica a los deudores de ese servicio en pandemia violando el Decreto Supremo 4206.

El comunicado de la CRE emitido el 2 de septiembre señala que en cumplimiento a la resolución de la Autoridad de Fiscalización de Electricidad y Tecnología Nuclear, AETN 232/2020 del 24 de agosto, se procederá al corte del servicio eléctrico –a partir del 10 de septiembre– a los consumidores que tengan facturas pendientes de pago por enero y febrero de 2020; y desde octubre, a quienes son deudores por los meses de abril, mayo y junio.

Sin embargo, el Decreto 4206, en su artículo 29, parágrafo I, señala que “se prohíbe a los operadores y las distribuidoras de energía eléctrica el corte del servicio y la imposición de sanciones a los usuarios y/o consumidores por la falta de pago de los meses de enero, febrero y marzo”.

Esta norma establece además que “los usuarios y/o consumidores deberán pagar los servicios de energía eléctrica dentro de los tres (3) meses posteriores del levantamiento de la cuarentena total” y que para el cumplimiento de la cancelación de la deuda, los operadores y las distribuidoras podrán generar planes de pago a los deudores.

El mismo decreto instruía un descuento escalonado en base al consumo mensual de cada usuario que no fue cumplida a cabalidad por las distribuidoras de electricidad ni por el mismo gobierno interino, que cobraron en muchos casos tarifas excesivas generando un mayor perjuicio económico a la población.

Un reciente estudio de la calificadora internacional en economía Moody’s señala que la crisis por la pandemia del coronavirus y la mala administración económica del gobierno interino impactará negativamente en la ya desacelerada economía boliviana impulsando la primera recesión del país desde la década de los años 80.

En mayo, la calificadora pronosticó una contracción del Producto Interno Bruto (PIB) de Bolivia de aproximadamente de 3,5% este año, respecto del crecimiento de 2,2% en 2019, por lo tanto la situación económica actual en el país es de cuidado, advirtió.

Compartir:

Noticias recomendadas